** OTRA DERROTA MÁS ** SAN MIGUEL VOLVIÓ A CAER COMO VISITANTE 3 A 0 ANTE ALMIRANTE BROWN ** FUE EL SEGUNDO PARTIDO DE LA ERA MARCHESI Y EL EQUIPO AÚN NO CONVIRTIÓ ** EL MIRASOL OBTIENE SU PRIMER TRIUNFO ANTE EL TRUENO LUEGO DE LA VUELTA A LA B ** EL DOMINGO 20/10 RECIBIRÁ A SACACHISPAS F.C.

TRONÓ LA BASILICA


Gran victoria del Trueno Verde en condición de visitante ante Luján, en el Municipal.
LUDUEÑA YA CONVIRTIÓ Y BESA SU CAMISETA. DETRÁS, LA BASÍLICA

El resultado fue un apropiado acorde a lo acontecido en el cotejo. Los goles fueron convertidos por Risso para el local y Walter Gimenez y Diego Ludueña para el Trueno.

El primer tiempo fue definitivamente malo. Ambos equipos se prestaron el balón y nadie se hizo cargo del juego. Ni el local que venía en alza ni San Miguel que llegó con el doctor adelante y el personal administrativo detrás por la cantidad de jugadores lesionados y suspendidos.
Entonces, sin Maldonado ni Blanco, Santorelli se decidió por Ramiro Rubortone en la creación y por Romero y Gimenez arriba. Abajo, continuaron las contínuas bajas y esta vez formó con Kulich, Castro y Sadauskas abajo que no desentonaron y estuvieron ordenados y eficaces. El medio juego fue para Daniel Gonzalez que fue el que intentaba la tenencia del balón pero el estado del campo de juego no ayudaba a este propósito. En la primera etapa se repartieron la pelota y el juego fue intrascendente y sin ideas.
Pero en la segunda parte todo cambió y la pelota dejó de pasear por los aires y decidió estar en los pies de los que saben. Luján, un poco mejor empezó a lastimar por derecha aprovechando que Berugo Ojeda iba mucho pero no era utilizado y en la vuelta tardía sacaba ventaja Marquiegui. En una jugada confusa, a los 16', la pelota llegó al área y un remate del enganche Rossi se desvió en Ramiro Rubortone y descolocó a Evangelisti que no pudo rechazar el balón que lentamente ingresó en el arco. Injusto resultado parcial porque nadie había tenido motivos suficientes para quedarse con la victoria.
Sin embargo, esto fue lo mejor que le pudo pasar a San Miguel. El gol de Luján fue un impulso para el Trueno y Adrián Romero resultó ser el emblema de esta levantada porque con su parsimoniosa presencia fue referencia siempre en ataque y que Walter Gimenez entendió a la perfección que no debía juntarse con él sino abrirse y ser punzante para aprovechar esos espacios logrados por Romero. Con un enorme segundo tiempo de Rubortone, que supo encontrar ese lugar que Santorelli esta vez lo puso, se hizo amigo de la pelota y encontró en Romero por el centro, Luna por la izquierda y Berugo por la derecha a los compañeros a quienes hacer jugar. Y no desentonó. Porque de sus pies nacieron las mejores chances pero fue Romero quien, en el área, atropelló a Randazzo, su marcador, y generó que el balón quede entre Kippes y Gimenez y que este, con toque de zurda, estableciera a los 21' el empate parcial.

Los de Santorelli fueron por más y no se quedaron en la sensación. Por eso, Diego Ludueña salta a la cancha por Gimenez y cinco minutos más tarde (40') tras un remate que rebotara en el defensor y se fuera de la zona de gol, la desazón parecía decaer por la chance, pero Ludueña la fue a buscar y con un remate fuerte y oblicuo provocó el segundo estallido visitante. La pelota ingresó entre el palo izquierdo y el arquero que jamás pensó en un remate así.

El final, tuvo regularidad el Trueno que lo supo contener con la seguridad de Evangelisti y la constancia de Scarnatto que nunca se cansa.
Triunfo de San Miguel que vuelve a acomodarse. Ya son 10 de los últimos 12 los puntos conseguidos y segunda victoria consecutiva como visitante. Esta, con la particularidad que se da vuelta un resultado. Y sí, algo tiene este equipo. Tronó la Basílica.

"No podemos equivocarnos"

WALTER MARCHESI El técnico del Verde, más allá del triunfo frente a JJ Urquiza, ya está pensando en el Clausura. El entrenador ...